Nuestra Mision & Vision

Nuestra meta es identificar al discipulo con su llamado y equiparlo con las herramientas necesarias. Para esto hemos creado un sistema de enseñanzas como: Doctrina Biblica, Vida Cristiana Y Liderazgo. Cada una enfocada para el crecimiento y desarollo espiritual del creyente; hasta formar el caracter de Cristo en ellos y asi que lleven fruto que perdure.

Equipo de Liderazgo:

Nuestro equipo de liderazgo reconoce la autoridad de Dios, y se da cuenta de que somos pastores que sirven bajo el Príncipe de los pastores, Jesucristo. Deseamos dedicarnos a la oración y al ministerio de la Palabra. Nuestra pasión y meta es equipar a los creyentes para la obra del ministerio, hasta que todos lleguemos la madurez en la plenitud de Cristo.

Pastora Lisette, Pastora General

Como la pastora de enseñanzas primaria, Pastora Lisette tiene una pasión por desembalar cuidadosamente las verdades de la Escritura. Ella ha servido en Ministerios Kairos por más de catorce años. Pastora Lisette ha ministrado en más de 10 países y ahora tiene el privilegio de haber fundado nuestra primera iglesia satélite internacional en Apacunca Nicaragua junto a las otras cinco iglesias satélites en la zona de la Bahía.
 
Nuestra Declaración de fe:

La Iglesia de Dios cree y sostiene la Biblia completa, debidamente trazada. El Nuevo Testamento es su única regla de gobierno y disciplina. La Iglesia de Dios ha adoptado la siguiente Declaración de Fe como el estandarte oficial de su doctrina.

Creemos:

  • En la inspiración verbal de la Biblia.
  • En un Dios que existe eternamente en tres personas, a saber: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo.
  • Que Jesucristo es el unigénito del Padre, concebido del Espíritu Santo y nacido de la virgen María. Que fue crucificado, sepultado y resucitó de entre los muertos. Que ascendió al cielo y está hoy a la diestra del Padre como nuestro Intercesor.
  • Que todos han pecado y han sido destituidos de la gloria de Dios, y que el arrepentimiento es ordenado por Dios para todos y necesario para el perdón de los pecados.
  • Que la justificación, la regeneración y el nuevo nacimiento se efectúan por fe en la sangre de Jesucristo.
  • En la santificación, siguiente al nuevo nacimiento, por fe en la sangre de Jesucristo, por medio de la Palabra y por el Espíritu Santo.
  • Que la santidad es la norma de vida, de Dios, para su pueblo.
  • En el bautismo con el Espíritu Santo, subsecuente a la limpieza del corazón.
  • En hablar en otras lenguas, como el Espíritu dirija a la persona, lo cual es la evidencia inicial del bautismo en el Espíritu Santo.
  • En el bautismo en agua por inmersión, y que todos los que se arrepienten deben ser bautizados en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo.
  • Que la sanidad divina es provista para todos en la expiación.
  • En la cena del Señor y el lavatorio de los pies de los santos.
  • En la segunda venida de Jesús antes del milenio. Primero, a resucitar a los justos muertos y arrebatar a los santos vivos hacia Él en el aire. Segundo, a reinar en la tierra por mil años.
  • En la resurrección corporal; vida eterna para los justos y castigo eterno para los inicuos.